Changan Hunter | Un nuevo desafío

Con el arribo de Hunter este fabricante de origen chino comienza a incursionar en el segmento de las camionetas mide size, de esas que cargan menos de una tonelada. Para construirla recurrió a una plataforma del grupo PSA, una base que también utilizará Peugeot en uno de sus productos.

Por Leonardo Pacheco / Fotos Prensa Changan    

Tal parece que los fabricantes chinos vieron en el grupo de las camionetas medianas una valiosa oportunidad para sumar clientes. De un tiempo a esta parte se armó un club muy interesante, en el que participan Maxus con la T60, Jac con la T8, Great Wall con la Wingle 7, ZX con la Terralord y JMC con la Vigus… claro que siempre habrá espacio en la mesa para un nuevo comensal, y ahí es donde entra la Hunter.

Este nuevo integrante de la familia Changan surge de un acuerdo que el citado constructor asiático suscribió con el grupo francés PSA, el que como sabemos lo integran las marcas Citroën, DS, Peugeot y Opel. Este pacto permite acceder a una plataforma de pickup, a cualquiera de los citados nombres, pero hasta el momento solo Peugeot ha oficializado sus intenciones de fundar uno de sus productos sobre este cimiento; muchas imágenes han circulado de una camioneta luciendo el león erguido en su proa.

EL SEGMENTO DE LAS CAMIONETAS MEDIANAS HA ADQUIRIDO UNA GRAN IMPORTANCIA EN NUESTRO PAÍS, TANTO ASÍ QUE INCLUSO LAS MARCAS NUNCA ANTES INTERESADAS EN ESTA CATEGORÍA ESTÁN PRESENTANDO ALTERNATIVAS A LOS COMPRADORES.

Pero centrándonos en la Changan Hunter, podemos decir que se le dio forma a un ejemplar de carácter recio y lleno de cualidades técnicas. Lo primero que destaca son sus dimensiones, bastante grandes, entre ellas los 5.330 mm de largo y sus 3.180 mm de distancia entre ejes. Cuenta con la homologación necesaria para cargar 800 kilos, en tanto que ofrece un despeje a piso de 226 mm.

En el ámbito del diseño, un tema que no por ser una pickup es menos relevante para el usuario, nos llama poderosamente la atención el frontal y el trabajo de plisado presente en el capó. La mascarilla es enorme, casi no dejándoles espacio a los faros, aunque esto es solo una forma de decirlo porque dichos componentes se valen de los flancos para acomodarse en el frontal; el resto de las soluciones son las típicas de una camioneta, no obstante la presencia de esos ganchos exteriores le quitan pureza visual al sector de carga.

El representante de la marca anuncia dos niveles de equipamiento y un total de tres versiones, siendo la unidad Luxury 4×4 la mejor dotada del line up. En este caso nos encontramos con una pantalla táctil de 10” que brinda acceso a la nueva plataforma Easy Connection, un volante multifunción, climatizador, cámara trasera, aviso de punto ciego, doble airbag frontal, función Follow Me Home y paquete eléctrico completo, entre muchos otros dispositivos.

Debemos aclarar que no existe una gran diferencia de equipamiento entre los niveles Comfort y Luxury, siendo lo más determinante en el paquete full la presencia de tracción 4×4, de estribos laterales, de barras en el techo y de jaula de seguridad. En el pack Comfort la pantalla es de 8”, el aire acondicionado es manual y los asientos están tapizados con tela, no con cuero ecológico.

Ya mencionamos algunos dispositivos de seguridad, pero también es importante señalar la presencia de frenos ABS+EBD en todos los niveles, y en la parte alta de la gama están considerados los control de estabilidad y tracción, y las asistencias electrónicas para enfrentar trepadas y descensos.

La nueva Hunter cuenta con un motor turbodiésel de 1.9 litro que produce 150 CV y 350 Nm de torque, impulsor que está unido a una transmisión mecánica de seis velocidades. Importante es señalar que la tracción integral ofrece las modalidades 2H, 4H y 4L, a las que se accede mediante un mando electrónico, y que además es una camioneta que brilla en las rutas agrestes, gracias a los 29° de ataque, 27° de salida, 25° de cruce ventral, 42° de inclinación máxima y a una capacidad de vadeo de 600 mm.

La marca espera vender 600 unidades en 12 meses, y los precios bonificados van desde $11.790.000 hasta $14.890.000 (+IVA). Para fin de año se sumará una versión equipada con bloqueo de diferencial, una buena noticia para los fanáticos del off road.